Fecha: 01/07/11 21:11

HABIA UNA VEZ ( cuentos para chicos)

No puedo ilustrar a los adultos que son como yo y escriben para adultos como yo, me encantan y me emociono leyendole lo que sea a mis hijos, como tengo una nieta, ahora se agrega y vuelven los cuentos infantiles más fuerte todavia.
De vez en cuando por acá yo les voy a traer uno que otro.
Este para mi esta genial, le encuentren el defecto que sea esta para leer y si desean opinar...eso si, no me agradezcan porque no me veo en esa.
Este me gusta porque a mi me parece que toca y critica una deficiencia en la mira de el sistema educativo y de otras concepciones...de la vida y los seres humanos.
Una recomendación: lean lento, articulando las sílabas, tomando aires y descansos, y si pueden en voz alta a un pibe, mejor.


SUSPIRIA. La Sentimental Maestra de Maestros.
( Los Galochas - Juan Saturain)


Entre los galochas siempre fue muy importante la educación. Todos los que han observado sus costumbres entre ellos el profesor Mercapide descubrieron con sorpresa el gusto por el estudio que desarrolló este pueblo singular. Al menos durante su primera época, los galochas practicaban la enseñanza con la alegría y la espontaneidad de las cosas que no son obligatorias: habían descubierto el placer de dar y recibir conocimientos.

Así, los primitivos galochitas, después de desayunar coco y pan con mermelada, salían a la mañana temprano y decían:
- Mamá, voy a educarme un rato a la plaza.
- Está bien, pero no vuelvas tarde. No te olvides de que tienes un partido de pelotarco a las once.
- Ufa, otra vez.

Es que educarse era como un juego para ellos, en el que a veces les tocaba ser alumnos y otras maestros. La idea era que todo galocha-desde los más viejos a los más jóvenes-sabía o conocía alguna cosa que los demás no. Por eso siempre había algo que aprender y algo que enseñar.

Como eran bastante desordenados y distraídos, al principio el conocimiento estaba muy disperso. Por ejemplo, había uno que sabía cuánto sumaban dos más cuatro pero el que conocía el resultado de seis menos uno era otro. No es que uno supiera sumar y otro restar sino que al primero le habían nacido cuatro cachorros de su pareja de perros y al segundo se le había roto un huevo de la media docena que llevaba en la canasta. Un viejo galocha era el único que podía explicar qué y cómo era la nieve porque era el único que la había visto, la única vez que nevó allí muchos años atrás; pero un pequeño galochita de cuatro años era quien sabía mejor que nadie cuántos tipos distintos de hormigas coloradas había porque se pasaba el día entero echado en el suelo, con un palito, observándolas con la nariz pegada al pasto.

Así estuvieron entretenidísimos educándose unos a otros durante años. Los galochas más viejos enseñaban a los jóvenes historias y leyendas-había una muy linda sobre el origen del pueblo-les contaban de lugares lejanos o extraños, de enfermedades que habían tenido, de comidas, modas y costumbres que ya no se usaban. Los chicos enseñaban a los grandes los últimos juegos, las novedades musicales, pasos de baile, trabalenguas, adivinanzas, chistes y malas palabras nuevas que los galochas viejos no conocían.

Pero llegó un momento en que todos sabían todo lo que sabían todos y ya no tenían nada de que hablar cuando se encontraban para educarse:

-Las hojas de árbol más alto que está en la curva del río son…-empezaba uno.
- pequeñas, redondas, grises de un lado y verde oscuro del otro-completaba cualquiera del grupo.
-Para cocinar bien el pato hay que hervirlo con agua y sal durante…-se atrevía otro sin demasiada fe en la novedad.
-media hora-decía uno casi sin dejarlo terminar.
-Cuenta la le…la leyenda…-empezaba vacilante un galocha muy viejito-que la pri…la primera pareja de la que provenimos todos los ga…los ga…los galochas se llamaba…
-Nada y Ave, abuelo-contestaba un joven impaciente.
-Siete por siete es…-intentaba otro.
-Cuarenta y nueve-completaba un coro de voces.
Hasta que un día. Después de estar u largo rato mirándose entre sí sin tener nada nuevo que enseñarse, un galochita dijo:
-Estoy aburrido.
Todos reaccionaron:
-¿y eso que es?

Nadie, ni el mismo chico que lo había dicho supo contestar con exactitud que era estar aburrido. Sabía lo que sentía pero no sabía que era.

-Que bueno, eso quiere decir que no sabemos todo- concluyó un viejo galocha con una sonrisa luminosa.

Fue entonces cuando habló Suspiria, una jovencita de ojos soñadores:

-Estar aburrido es un sentimiento. Y hasta ahora nunca habíamos hablado de los sentimientos. Todavía tenemos mucho que aprender.

Fue un descubrimiento maravilloso.

Desde ese día, y gracias a Suspiria, los galochas se dedicaron con entusiasmo al estudio de las emociones y los sentimientos. Supieron que tal vez lo más importante no era preguntar cuanto es 34 mas 17 sino que te pasa o por qué tienes esa cara. La Nostalgia, el Rencor y la Alegría pasaron a ser estudiados con tanto interés o más que los huesos del cuerpo humano o la gramática. Y ya no se aburrieron más en la escuela.

Como siempre, entre los galochas no hay maestros y alumnos fijos sino que todos enseñan y todos aprenden según el día. No se ponen notas sino que se dan besos o se sacan la lengua en señal de aprobación o desagrado. Suspiria la sentimental, maestra de maestros, organizó un programa de estudios en el que no falta de nada, empezando por la Vergüenza que es lo primero que hay que tratar porque es lo primero que sienten los que tienen que hablar. Entre los galochas, a diferencia de la Historia, la Matemática y la Geografía, los sentimientos son lo único que se estudia toda la vida porque dicen, y con razón, que nunca se acaba de aprender. Aunque hay una materia que se llama Olvido, por si acaso.

Como en cualquier programa de estudios, la enseñanza es gradual, las distintas materias están divididas en años y ciclos. Amor y Odio se dan los mismos días y a la misma hora, así que cada uno debe elegir. Los enamorados suelen ir de la mano a contar lo que les pasa a su clase de Amor, y los enojados llegan separados a las de Enfado. La mayoría sin embargo suele asistir al curso de Confusión, una materia en la que se la pasan tratando de enterarse qué les pasa porque no lo saben o desconocen como se llama lo que sienten…

A la sensibilidad y al talento de Suspiria se deben algunos detalles curiosos del plan de estudios. Lágrimas, por ejemplo, se estudia en tres niveles; y Lágrimas III es la última materia porque su análisis y comprensión exige haber vivido y haber llorado bastante…Algo curioso sucede con Alegrías, que se divide en sonrisa, risa y carcajada. Es el único caso en que se permite pasar de una a otra, porque uno nunca sabe-y los galochas tampoco-si una sonrisa se convertirá en risa o una carcajada se interrumpirá de golpe. Lo importante es que los galochas se ríen mucho en la escuela.

Eso sí, la Felicidad no se estudia. Suspiria dice que la felicidad es inexplicable y no una cuestión de saber o aprender. Simplemente, uno es feliz y no necesita más para vivir. Por eso, cuando un galocha deja de ir a los cursos de Sentimientos no lo regañan ni lo van a buscar a casa.

-Que suerte tiene, debe ser feliz- dicen los galochas.
Y se van todos a la clase de Envidia, que ese día está llena como nunca.
Sasturain fue director de redacción de una revista mensual argentina que me comia la cabeza:HUMOR.
Digamos que este cuento es para "puberes", pero yo lo disfruto, sobre todo leyendolo en voz alta ( un poco suave eso si)
La mejor forma de lograr que un adulto no se canse de leer y despues ande quejandose por eso, es leyendole de chiquito.
yo pensaba que una lectura infantil ya no podria aportarme nada.
que gran leccion me has enseñado hoy con este cuento.
y ya me voy porque hoy tengo clase de envidia.................
Muy hermoso Male, muchas gracias por darme una buena lección que tomare en cuenta y no esta de más que la practique con mis alumnos, como materia primordial. Buen foro.
Lo que merece aplauso se aplaude sin envidia. Te aplaudo humildemente y tienes razón, los sentimientos son los únicos que se aprenden y también se desaprenden o quizá se olviden, pero todos los días tenemos algo por aprender..."simplemente se es feliz y no se necesita mas para vivir" y leyendo de chiquito siendo adulto me volveré con sentimientos de chiquito... inocente!
Gracias por el grandioso foro.
El cuento esta genial,y si ta didactico,pero no para niños, ¿sabes como se te aburre un pibito de seis años con ese cuento?.
es más para adolescentes o preadolescentes, y ademas deberias igual explicarle muchas palabras.
es mas me encanto para grandes,ya ves que se entiende,y no estoy haciendo un juicio sobre la capacidad de recepcion de los niños,pero vamos que por una cuestión biologics.logica,de aprendizaje natural, este cuento bno es para niños

y eso es algo que cuando leo liteatura para niños, siempre me cuestiono, ¿ cual es la edad de la que hablamos?.
no subestimo a los niños, muchos o la mayoria nos dan vuelta con sus vcosas,preguntas e imaginacion,ni desestimo este relato que me encanto y que llega muy bien,cuestiono hasta donde es para niños.
Male creo que tomare la clase de Alivio.

Mientras tanto voy por el camino con una sonrisa en el rostro.
Entonces Aurelio... me considero infante... porque esas palabras sin nombre van para mi. Menos mal que este escrito lo hizo Mirtha, porque si yo lo hubiese hecho, me hubiesen dicho, "escribe tus (...) en tu espacio. Sin embargo, el logro de que cada cual lo interprete como quiera, es ya de por si una ganancia.
Gracias por la aclaracion Aurelio, lo decía por lo de "humilde". No hay problema. Como sea, todos los días se aprende.
Yo cuando hable de mis niños, tengo de 6 años y jovenes universitarios, es más facil que el niño lo comprenda que el universitario, ellos tienen ya su ego, sus costumbres, y puedes hacer un taller donde participen, pero no creo que se consiga mucho, como dice Aurelio los adultos no son humildes, en cambio un niño si le preguntas que es el amor, la amistad, te contestaran inmediatamente según su criterio, a veces te quedas asombrada de sus respuestas, probablemente para ellos tristeza sea que no los dejaron jugar o los castigaron por algo, pero cada uno lo dira con sus palabras, y yo, que tengo 40 años dando clases, se que he aprendido mucho de estos maravillosos niños, lo dicen todo sin tener verguenza, son humildes por naturaleza y pueden aprender mucho, es mi opinión. luego les cuento como resulto todo. Saludos.
Amigos ( especialmente Madelen y Aldovalero), tengo que decirles que tuve que quedarme un rato largo leyendo y releyendo pensando en los aportes de todos para expresarles lo siguiente:
No es un libro para chicos, el mismo lo saqué de una antologia de diferentes autores que el ministerio de educación preparó con el objetivo de obsequiar a todos los puberes de las escuelas públicas de Argentina cuando egresan, pero al mismo lo compartimos en lecturas de rondas de padres y chicos y docentes que asisten a una escuela de gestión social. Creo que si como dice Valero, no es un cuento para que no haya interacción, inclusive de miradas y gestos al leerselos, mi nieta de 8 años y mis hijos ellos captan el tema de la estructura educativa porque se encuentran inmersos en ella y lo noto por sus gestos y sus sonrisas frente a ciertas ideas que desarrolla el texto. La verdad que a mis hijos no les es ajena algunas descripciones y suelen ponerse pícaros cuando en un texto quedan expuestas algunas fallas que no justamente tiene que ver con los menores y su conducta.
Madelen, yo sé de lo que hablas vos, y a un pibe que le dicen "che vo' veni boludo, que te cago a patadas en el orto carajo", y eso lo vive desde que se esta en el vientre, a un pibe que desayuna y almuerza y cena mate cocido con pan, y paco, es un cuento que no...esos chicos no fueron tratados ni como seres humanos con sentimientos , mucho menos como niños...
Pero mis hijos tienen la suerte y desgracia de tenerme a mi como madre, asi que les gusta hasta los cuentosde Borges, y de Galeano...qué le voy a hacer, lo bueno es que ahora ya comentamos lecturas y cosas de la vida, y ellos me enseñan cosas nuevas que yo no llegué a descubrir.

No se si los niños son maravillosos Mayca, en todo caso el ser humano y la vida serian maravillosos, a mi entender no es así, la vida es maravillosa y espantosa a la vez; eso si, son personas frescas y transparentes como un libro de hojas en blanco, esencialmente. Y también enseñan, no solo aprenden como dice el cuento.

"La lectura y la escritura deben ser obligatorias" primero que nada para los adultos digo yo Aurelio.
Vamos a la gente de mi clase, o sea los padres de los compañeros de mis hijos, reuniones, quejas de padres, de docentes por el bajo nivel y rendimiento...cuando yo busco la forma alevosa pero diplomática de pedir que me cuenten qué andan leyendo, qué temas les interesa, qué piensan de la controversia "Grupo Clarin vs Gobierno nacional" ( Clarín es el diario más vendido de Argentina) reconocen que el interes por la tinta no es su fuerte.
Los grandes necesitamos expresarnos, comunicarnos, descubrir este mundo otra vez a traves de las palabras y sumergidos en la palabra como elemento didáctico.
Elegí este cuento sin pensar que me estaba equivocando en el título ( gracias por avisarme), no es para chicos, pero me motivo el hecho de que no es ni Kant, ni Heideger, ni Nietzche, sino un intelectual contemporaneo argentino, con con garra, lenguaje simple claro, y sensible, me inspira y alivia que comparta su escritura, que inclusive me genera buen humor.

Ross, yo no desaprobaria todo lo que vos manifiestes en escribe, solo cuando exageras la temática. Gracias por pasar, y todavia espero que me fundamentes tu axioma. Ya sé que soy una perra, lo que pasa es que todavía no captas mi onda.
Yo al menos, por fé en lo que intuyo, o deseo vivir y experimentar no separo en mis entendederas escuela=vida=instituciones=adultos=menores=dirigentes etc. Es o suena confuso, pero zapatear si, profundizando en desaprender.

Vayamos probando uno de los jugos que tiene este texto, el humor irónico por ejemplo, es un matiz muy caracteristico de los cuentistas argentinos para chicos: ¿ Qué te parecen los nombres de los personajes?
Suspiria por ejemplo, a mi me llama la atención Mercapide, me salto una carcajada en medio del patio que avergonzó a mis hijos en la escuela.
Qué linda risa me provoca eso, y más si lo decis en público, o sea que es un texto saludable.
Pensemos que yo necesitaba encontrar algo escrito que fuera un texto aprehensible para la mayoria del lector supongamos "escribeyano típico", sin juzgar uno lleno de palabras y articulaciones más "inteligibles", o sofisticación intelectual o snobismo, para que al menos ejercitaramos una unidad preliminar en su lectura, el objetivo del autor ¿sera orientar una reflexión abandonando ese lugar de "señalar lo correcto" ?

Amigos, piensen que al traer este cuento, pensé bastante en lo que nos conviene a todos o muchos en general en esta web, me tengo que retirar,por hoy gracias Aurelio.
Ese tipo de escuelas donde el aprendizaje se basa en experiencias, que incluye sentimientos, me agrada la forma en que se cuenta esta historia, la forma en como nos grita este texto que debemos ser mejor y controlarnos MÁS.

No sé para que público sea este cuento, veo que mucho debate generó ese punto, sólo entiendo que debe ser leído por aquellos que entiendan lo que significa y que realmente les haya agradado.
GRACIAS MALE, POR DEJARME UNA HUELLA. SALUDOS.
a ver, leí atentamente cada uno de sus comentarios,lo cuales me parecen todos o casi todos geniales,y de buen tino.
Pero muy personales por cierto, asi que el mio es personal .
No no es un cuento para niños, y cuando hablo de niños hablo de chicos entre tres y ocho años, hay una gran diferencia de capacidad interpretativa entre un chico de ocho y uno de seis.
No se a que edad en sus paises comienza el aprendizaje de lecto-escritura, aqui comienza a los seis años,por lo cual y debido a la curiosidad propia de un noño de esa edad, si me pongo a leerles ese texto, obtendre dos cosas:una continua interrupción preguntando por el significado de cada palabra, (en el caso de que sean chicos motivados) o un aburrimiento generalizado en los chicos, que es lo má seguro y que llevara, como lo hace el sitema educativo de hoy día a un desencanto de las letras y la lectura.
Ahora bien Male, genial lo que comentas de la escuela de tu nieta, me preguntaba cuantos chicos van? 200, 300?, más o menos es el promedio de chicos que asisten a una escuela de barrio, bien me pregunto ¿cuantos padres asisten a esas reuniones compartidas?, 50? 100?...uhm no creo que tantos verdad?, a que voy, que no en todos los hogares se cultiva el gusto por la lectura, y menos la lectura compartida,y no por que no quisieran, sino por que los horarios no dan muchas veces,y el rato de estar juntos es en la noche, una charla alrededor de la mesa, un programa en la tv y hasta mañana, en la mejor de las suertes.Y eso es una realidad nos guste o no.
Un mal ejemplo male el que pones, anda cagar loca, ¿por que le peguen o tome mate cocido todos los dias no llegan a comprender? gaste che, me estas separando pibes por condicion social y no me cierra, y lo más probable que un pibe que lo cagan a palo, sepa más de sentimientos o lo tengas mas potenciados que uno que se acuesta en cuna de oro, a veces el hambre no solo te da dolor de tripa, sino que te deja muy sensible la piel, asi que no me es válido tu ejemplo y me sorprendio leerlo de vos.

Me alegro que los chicos de mayca de seis años sean tan adelantados biologicamente y psiquicamente como par acaptar est e relato, bha no me alegra me apena que esten tan domesticados a esa edad y,por que si es cierto que los pibes con seis , cuatro años, nos dejan bocca abierta con sus respuestas o sus conceptos sobre algunos sentimientos,(una piba de cuatro años y medios que intentaba abrir ayer un caramelo con los guantes puestos, cuando le dije en tono de joda "gato con guantes no caza ratones",me miro como diciendo, tarada que decis y me respondio:no soy gato y no quiero cazar ratone s quiero abrir el caramelo,), si son ocurrnentes y hay cosas que captan bien, pero no me vengas que esta lectura lograran capatalrla por que no lo creo, si de más edad, y ojo que no dije adultos, hable de puberes, adolescentes con todo el sentimiento en la piel, revolucionados psicquica y biologicamente, obvio que este motivados , sino tambien te mandaran a cagar y se iran a escuchar cumbia villera o a pasear en el auto de papä ,por que no va por la clase social la cosa, sino por la motivaacion acorde a la edad .

Aurelio, el comun denominador de los escribeyanos, no les interesa ni siquiera intentar entenderlo, capaz que un pibe de seis años,lo intenta, aqui,los gano la atrofia , la abulia del pensamiento, no llegan a captar ni los comentarios, al punto que saltan a la defensiba como gatos panza arriba.(y ojo al gol, dije el comun de los...lo que no incluye la palabra "todos").

en fin el texto esta genial, no lo niego,y genera cosas, a la vista esta y se ve, al menos nos pone a trabajar en pensar:que consideramos niños?, sabemos que uquieren en realidad los pibes?, conocemos loss mecanismos que ellos tiene para expresare,su lenguaje, sabemos la dimension que le dan a la palabra "boludo·?, nos pone a ver las fallas del sitema educativo actual, de las carencias en docentes y padres en lograr motivar (en la mayotia de los casos),y si quisiera ponerme más hincha pelota, hasta diria que da para debatir sobre lectura e internet, sobre como manejar un texto para niños, para pre y para adolescentes).
pero hace un frio de cagarse (-7 grados) acabo de llegar de laburar y son las 5:40 am de un domingo que la voy a pasar durmiendo, asi que mañan vuelvo.Genial Male este foro, Aldo, aurelio, muy buenos aportes

Male, yo pagaría para hacer una encuesta, de cuantos de este sitio, comparten lecturas de galeano, benedetti, o quien sea con sus hijos menores y las discuten....vamos a ser realistas no o vamos a mentirnos a cara de perro?, por que no lo digo por vos...pero cuantos de aqui crees que lo hacen?
Páginas: 1 2 3 4 Siguiente »
© Historias, poemas y otras contribuciones pertenecen al autor. El resto pertenece a Escribe Ya.
Condiciones    -     Privacidad    -     Acerca de Escribe Ya    -     Preguntas frecuentes    -     Enlaces    -     Anunciar    -     Publicar relatos